Website

POR QUÉ NO DEBEMOS DESCUIDAR LA ACTIVIDAD FÍSICA DE LOS NIÑOS CON DISCAPACIDAD MOTORA

October 2, 2020

DISCAPACIDAD MOTORA

La combinación de un estilo de vida sedentario y una actividad física insuficiente sería el cuarto factor de riesgo de muerte en el mundo. Por esta razón, la Organización Mundial de la Salud considera que combatir el primero y promover el segundo son grandes desafíos de salud pública.


Caminar, hacer trabajo físico, jugar, hacer deporte ... Todas estas actividades que requieren un gasto de energía ayudan a luchar contra el sedentarismo. Desafortunadamente, no todo el mundo puede hacerlo. Las personas con discapacidades motoras, en particular, están muy expuestas a los riesgos asociados con un estilo de vida sedentario.


Este es especialmente el caso de los niños afectados por patologías que afectan a su movilidad, en ocasiones desde edades tempranas, como parálisis cerebral, espina bífida, artritis idiopática juvenil o enfermedades neuromusculares. Si cuentan con el apoyo adecuado, ellos también podrían aprovechar los beneficios de la actividad física adaptada, que mejorará su salud y condición física.


Niños con discapacidad motriz, una población particularmente en riesgo
Debido a su patología, los niños con discapacidades motoras tienen un mayor riesgo de verse obligados a llevar un estilo de vida sedentario y poco activo. Como resultado, su condición física se ve afectada y su desempeño es más pobre en comparación con el de los niños de la misma edad. No solo falla su fuerza muscular o flexibilidad, sino que también sufren de limitaciones cardiorrespiratorias, aunque la mayoría de las veces, no hay ningún deterioro cardíaco inherente a su enfermedad.


Por tanto, se ha demostrado que la salud cardiovascular de los adolescentes y adultos jóvenes con parálisis cerebral es más precaria que la de la población general. Además, su estilo de vida sedentario y su inactividad los exponen a un mayor riesgo de desarrollar enfermedades no transmisibles como enfermedades cardiovasculares, cáncer o diabetes en la edad adulta.


A estas dramáticas consecuencias se suma el riesgo de pérdida de habilidades motoras previamente existentes, debido al aumento de la fatiga y la falta de entrenamiento.


La amenaza es entonces la entrada en un círculo vicioso de "desacondicionamiento": las actividades de la vida diaria se vuelven más difíciles, se practican menos, lo que conduce a una disminución adicional de la actividad física, lo que aumenta las dificultades para reanudarlas. de un estilo de vida activo.


Por tanto, la promoción de la actividad física y la lucha contra el sedentarismo debe implementarse desde una edad temprana, específicamente en estos niños, para evitar que pierdan sus capacidades no mantenidas.


Excelente tolerancia y grandes beneficios
Actualmente, existen pocas contraindicaciones para la práctica razonada de actividad física en niños con discapacidades motoras, aunque puede ser necesaria una vigilancia especial, que dé como resultado una selección de actividades autorizadas, para niños con movilidad reducida. patologías específicas. Por ejemplo, a algunos niños con miopatía (enfermedad de los músculos) se les puede recomendar que realicen actividades físicas de baja intensidad o ejercicios suaves para desarrollar los músculos.


La mayoría de las veces son posibles muchas actividades, con una excelente tolerancia, así como muy buenas reacciones y beneficios. En los niños con parálisis cerebral, por ejemplo, es posible la participación en múltiples deportes y actividades físicas, desde correr hasta escalar rocas y desde la esgrima hasta el surf. En algunos casos, sin embargo, las adaptaciones para permitir la participación de los niños son necesarias debido a su discapacidad motora. En los niños con dificultades para caminar, las carreras de carreras son muy populares. Este deporte, a medio camino entre el ciclismo y la carrera, se practica utilizando bicicletas de equilibrio adecuadas.


Los beneficios esperados de establecer un estilo de vida activo y menos sedentario son los mismos que en la población general: mejora del bienestar psicológico, calidad de vida y prevención de determinadas enfermedades no transmisibles. En los niños con discapacidad motriz, a estos beneficios se pueden sumar otros beneficios: combatir el círculo vicioso del desacondicionamiento, mantener o incluso mejorar determinadas capacidades funcionales, o una mayor implicación en la vida social.


En la práctica !
Recuperar la capacidad para realizar las tareas de la vida diaria sin fatiga excesiva implica el reacondicionamiento del ejercicio para mejorar la condición física general. Para ello se han desarrollado programas específicos: programas de musculación, programas de reentrenamiento de ejercicios aeróbicos y programas mixtos. Gracias a ellos, los niños podrán mejorar su condición física y recuperar una mayor reserva de energía, lo que les permitirá disfrutar de su tiempo libre y afrontar situaciones críticas imprevistas.


Se recomiendan varios entrenamientos específicos para lograr este objetivo. En particular, el sector aeróbico debe desarrollarse para mejorar las capacidades aeróbicas máximas de los niños. Esta vía crea energía usando oxígeno. Se utiliza especialmente en deportes de resistencia como ciclismo de ruta, carreras de larga distancia, etc. Las capacidades de los músculos periféricos de los niños también deberán mejorarse para lograr ganancias de fuerza significativas. Se puede apuntar a cualquier músculo del cuerpo, pero qué músculos entrenar dependerán de los niños y sus objetivos. El objetivo es que puedan participar adecuadamente en sus actividades. Por lo tanto, para un niño que desee mejorar su carrera, se realizará un trabajo más específico en los músculos de las extremidades inferiores.


Sabemos que estos entrenamientos específicos mejoran la condición física de los niños con discapacidad motora. Su limitación es que no provocan cambios en el estilo de vida. En otras palabras, después de estas intervenciones, los niños lamentablemente no son más activos a diario. El objetivo de la investigación actual es, en particular, determinar las palancas que deben accionarse para incidir en el estilo de vida de dichos niños.


Continuar con los esfuerzos
Uno de los grandes retos es conseguir un estilo de vida activo y poco sedentario. De hecho, incluso los niños que han participado en un programa de reentrenamiento corren un gran riesgo de desmotivarse y detener sus esfuerzos. En este sentido, es importante tener en cuenta que el éxito o el fracaso no dependen únicamente del niño: la participación en actividades físicas depende en gran medida del entorno.


Debemos educar no solo a los niños sino también a sus familias sobre la importancia de cambiar sus hábitos y ayudarlos a implementar esta nueva forma de vida a diario. Como tal, la promoción de la actividad física requiere una gestión individualizada y segura, en un ambiente tranquilizador y benevolente. Los niños deben mirar positivamente sus posibilidades y habilidades, tomar conciencia de su progreso, todo mientras se divierten. Actualmente se están evaluando nuevas intervenciones prometedoras para lograrlo. Centrados en la familia, individualizados, tienen como objetivo ayudar a los niños y sus familias a alcanzar los objetivos de participar en actividades físicas y deportivas.


Por último, más allá del entorno familiar, idealmente todos los niños deberían poder participar en clases de educación física y deportes en la escuela y beneficiarse de equipos deportivos adecuados y accesibles, incluso en sillas de ruedas. Para los niños cuyas discapacidades motoras no permiten la práctica de las mismas actividades que los demás, también se deben imaginar nuevos dispositivos o adaptaciones de prácticas.


Este artículo fue escrito en coautoría con Francis Degache, director del departamento de Investigación y Desarrollo del instituto MotionLab en Lausana, Suiza.

La práctica de actividad física adaptada es importante para los niños con discapacidad motora. Shutterstock

Las bicicletas de equilibrio adaptadas a las carreras permiten que los niños que caminan mal puedan practicar deportes. ComputadoraHotline / Wikimedia

La actividad física mejora no solo la salud de los niños, sino también su bienestar. Shutterstock

Los niños con discapacidades físicas pueden tener dificultades para acceder a los deportes debido a la falta de equipos adecuados y de profesionales debidamente capacitados.

Autora:

Christelle Pons
Médica e Investigadora, UMR 1101 (Laboratorio de Procesamiento de Información Médica), Inserm


Christelle Pons, MD, PhD, es médica e investigadora en MPR (medicina física y rehabilitación) infantil en Brest. Trabaja en la Fundación ILDYS en el SSR pediátrico de Ty Yann y está adscrita al laboratorio LaTIM (Laboratorio para el Tratamiento de Información Médica, INSERM UMR 1101) en el grupo Be A Child. Está particularmente interesada en promover la actividad física en niños con una condición crónica, así como en mejorar su participación (involucramiento en una situación de vida). Con su equipo formado por profesionales de la rehabilitación, ha puesto en marcha cursos de entrenamiento antiestrés "una actividad física para todos". En investigación, también trabaja en la comprensión de las dificultades motoras de los niños con discapacidad y en el desarrollo de apoyos para limitar estas dificultades motoras.

Co-autor:
Francis Degache

Director del departamento de Investigación y Desarrollo del MotionLab Institute, Lausana, Suiza



Declaración de intereses
Christelle Pons es empleada (doctora e investigadora infantil MPR) de la Fundación ILDYS.
Francis Degache no trabaja, asesora, posee acciones, recibe fondos de ninguna organización que pudiera beneficiarse de este artículo y no ha declarado ninguna afiliación más que su organización de investigación.

Inserm
Inserm, ciencia para la salud
Mejora de la salud humana Inserm es la única organización francesa de investigación pública dedicada por completo a la salud humana. Bajo la doble supervisión del Ministerio de Sanidad y del Ministerio de Investigación, Inserm cuenta con un presupuesto de 998 millones de euros y agrupa a 15.000 investigadores, ingenieros y técnicos, con un objetivo común: mejorar la salud de todos mediante el avance del conocimiento sobre seres vivos y enfermedades, innovación en tratamientos, investigación en salud pública.
Proporcionando una capacidad de investigación de primer nivel Inserm tiene más de 350 estructuras de investigación, repartidas por toda Francia y en el extranjero. Cuentan con el apoyo de 13 delegaciones regionales de gestión local. La animación científica de los principales campos de la investigación biomédica y sanitaria corre a cargo de los 9 institutos temáticos del Inserm.
Produciendo excelencia Inserm ocupa el primer lugar en Europa para las instituciones de investigación académica en el campo biomédico, con casi 12,000 publicaciones por año, y el segundo en todo el mundo detrás de los Institutos Nacionales de Salud (NIH) intramuros.


Copyright © 2006 - 2020 All Rights Reserved Discapacidad Televisión - España

Para mas info visita nuestra web: www.discapacidad.tv #DiscapacidadTV #DiscapacidadTelevision #DiscapacidadTvNoticias #HolaMundo #Precursores #Referentes #Discapacidad #ComunicamosEnPrimeraPersona #HablemosDeDiscapacidad
Descargo de responsabilidad:
Discapacidad Televisión es estrictamente un Canal de Televisión, Sitio web de noticias e Información Gral. sobre la discapacidad.
Los comentarios, opiniones, forma de escritura, expresiones y otros en las publicaciones reproducidas por nosotros, son de entera responsabilidad de sus creadores.
Discapacidad Televisión No proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Este contenido no pretende ser un sustituto del consejo médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico u otro proveedor de salud calificado con cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una afección médica. Nunca ignore el consejo médico profesional ni se demore en buscarlo por algo que haya leído en este sitio web.
Copyright © 2006 - 2020 All Rights Reserved Discapacidad Televisión - España